Saltar al contenido

La civilizaci贸n Maya

Tabla de contenidos

  1. El medio ambiente y sus habitantes
  2. Organizaci贸n Pol铆tica y social de la civilizaci贸n Maya
  3. Fuente de subsistencia y poblaci贸n
  4. La vida cotidiana en el imperio Maya
  5. La religi贸n de los Mayas
  6. Avances cient铆ficos Mayas

El medio ambiente y sus habitantes

La civilizaci贸n maya como la conocemos hoy en d铆a, fue un grupo de tribus con caracter铆sticas similares que se asentaron en la pen铆nsula de Yucat谩n y las tierras bajas de M茅xico y Guatemala.

Alrededor del a帽o 2.500 antes de la era cristiana, se comenz贸 a producir un proceso de diferenciaci贸n que se aprecia en la aparici贸n de lenguas locales, influidas por el contacto con otras culturas de la regi贸n.

Desde entonces, en el territorio ocupado por las agrupaciones mayas, fueron surgiendo centros urbanos que florecieron durante el primer milenio de la era cristiana, espec铆ficamente entre los a帽os 300 y 900.

El 谩rea ocupada por los mayas posee una superficie de 324.000 kil贸metros cuadrados que incluye los actuales estados mexicanos de:

  • Yucat谩n.
  • Quintana Roo.
  • Campeche.
  • Regiones de Tabasco.
  • Zonas de Chiapas.
  • La rep煤blica de Guatemala.
  • Belice
  • zonas de Honduras y El Salvador.

Esta gran 谩rea forma la frontera sur de Mesoam茅rica. El entorno en el que los mayas eligieron desarrollarse como naci贸n carec铆a de recursos naturales y ten铆a condiciones muy desfavorables para el asentamiento humano.

Mapa de la civilizaci贸n Maya en Mesoam茅rica.
Mapa de la civilizaci贸n Maya v铆a

Una gran parte del 谩rea est谩 dominada por densos bosques tropicales, lo que dificulta el desarrollo de la agricultura y la alimentaci贸n de poblaciones muy grandes.

Esto se debe a que en estas zonas tropicales, las tierras suelen ser muy pobres. Esto acarrea muchos problemas a la hora de la explotaci贸n. Que van desde tener que deforestar las tierras, a que 茅sta se agota en un par de a帽os y obliga a rotaciones muy largas. En el bosque, la fauna est谩 dominada por p谩jaros de m煤ltiples colores, monos, leopardos, tapires y venados.

Durante la 茅poca maya, el Per铆odo Arcaico (300-900 dC), florecieron famosos centros ceremoniales como Cop谩n, Piedras Negras, Palenque y Tikal.

Estos se caracterizaron por un extraordinario desarrollo monumental, cient铆fico y art铆stico. Las razones de su decadencia siguen siendo un misterio, pero prevalecen dos explicaciones:

  • En primer lugar, se cree que los centros oficiales fueron abandonados en el siglo X debido a la hambruna generalizada provocada por el hacinamiento.
  • Otros, apoyados por evidencia arqueol贸gica, apuntan a violentas revueltas campesinas contra el sacerdocio gobernante que incendiaron y a abandonar las ciudades mayas.

En la parte norte de la pen铆nsula de Yucat谩n, poco antes de la llegada de los espa帽oles, los mayas reconstruyeron ciudades monumentales en el siglo XI. Los m谩s poderosos son Tulum, Uxmal, Chich茅n Itz谩, Mayap谩n. Estos dos 煤ltimos mantuvieron la mayor parte del poder pol铆tico y militar hasta el siglo XV.

Durante este per铆odo, conocido como Poscl谩sico, los mayas fueron fuertemente influenciados por los toltecas, quienes fueron expulsados 鈥嬧媎el Valle de M茅xico por los aztecas. Esta influencia podr铆a verse, por ejemplo, en el desarrollo de sus ej茅rcitos, la artesan铆a y en el aumento de las bajas humanas.

Finalmente, los continuos conflictos internos llevaron a un nuevo proceso de exterminio maya que se vi贸 reforzada por las enfermedades que llegaron de Europa.

Organizaci贸n Pol铆tica y social de la civilizaci贸n Maya

Los mayas se dividieron en varios centros urbanos gobernados por familias nobles. La mayor铆a de ellos lucharon entre s铆 en unas guerras que supon铆an un continuo desgaste.

Sin embargo, la ca铆da de Chich茅n Itz谩 alrededor de 1200 marc贸 el inicio del gobierno de Mayap谩n hasta 1450. 脡stos fueron capaces de gobernar varias ciudades a trav茅s de una compleja red de alianzas matrimoniales.

Para asegurar la lealtad de las noblezas vecinas, los miembros m谩s notables de sus familias eran llevados a vivir a Mayap谩n. A la cabeza de Mayap谩n se ubicaba el llamado Halach Uinic, especie de 芦rey o emperador禄.

Dentro de sus responsabilidades se inclu铆a la formulaci贸n de la pol铆tica interior y exterior, con la ayuda de un consejo compuesto por los jefes de los pueblos, sacerdotes y consejeros especiales. Tambi茅n era la m谩xima autoridad religiosa.

Debajo del Halach Uinic hab铆a una serie de funcionarios que administraban justicia de manera recta, cobraban los impuestos y supervisaban las actividades de la poblaci贸n.

Despu茅s de la ca铆da de Mayap谩n, toda esta estructura gubernamental se derrumb贸, dividiendo nuevamente a los mayas en varias facciones pol铆ticas. La sociedad maya poscl谩sica estaba organizada jer谩rquicamente, distinguiendo cuatro clases sociales:

  • Nobles.
  • Sacerdotes.
  • Plebeyos.
  • Esclavos.
Estratificaci贸n social de los Mayas
Estratificaci贸n social de los Mayas

De la nobleza proven铆an:

  • Los jefes locales.
  • Los miembros del consejo.
  • Los altos funcionarios.

Con el paso de los a帽os y las continuas guerras, el estamento militar fue ganando un peso cada vez m谩s importante en esta sociedad. En cambio los sacerdotes, que hab铆an ejercido el poder pol铆tico durante el per铆odo Cl谩sico, ahora estaban abocados a:

  • Mantenimiento de los templos.
  • Gesti贸n de la vida religiosa.
  • El desarrollo cient铆fico.

El pueblo Maya聽se compon铆a en gran medida de campesinos que trabajaban el cultivo del ma铆z. Al mismo tiempo hab铆a un porcentaje significativo que se dedicaban a tejer distintas fibras y a la alfarer铆a.

Campesinos Mayas
Campesinos Mayas laculturamaya.net

Con su trabajo se manten铆a a las clases sociales superiores. Este esfuerzo impositivo, permiti贸 el construir todos los centros ceremoniales y las v铆as de comunicaci贸n de piedra que un铆an los n煤cleos urbanos m谩s principales.

La gente m谩s humilde viv铆a en las afueras de los centros urbanos, siendo su posici贸n social la que marcaba la distancia a la que viv铆an del centro.

Los esclavos eran el escal贸n m谩s bajo en la sociedad. 脡sta condici贸n era adquirida por:

  • Nacimiento.
  • Robo.
  • Ser prisionero de guerra.
  • Ser hu茅rfanos.
  • Haber sido comprados.

Despu茅s de todo, los mayas de hoy en d铆a han conservado muchas de las caracter铆sticas de sus antepasados. Las principales son el idioma, la planificaci贸n familiar y las actividades de subsistencia, como la artesan铆a y el tejido.

Fuente de subsistencia y poblaci贸n

En los periodos Cl谩sico y Poscl谩sico, el cultivo del ma铆z fue fundamental para la econom铆a maya. Se utiliz贸 el sistema de milpa, que implica agricultura rotativa intensiva, a menudo en suelos pobres de selva tropical.

El Milpa necesita mucho trabajo, porque antes de encontrar el lugar adecuado, limpias todo, cortas y luego quemas, solo as铆 puedes sembrar.

Sin embargo, despu茅s de dos a帽os, la tierra qued贸 inutilizable y se hizo necesario encontrar otro lugar. Otras plantas comestibles producidas en grandes cantidades por los mayas inclu铆an frijoles, calabazas, tomates, tub茅rculos, cacao, pimientos, vainilla, chiles y especias como el or茅gano. Tambi茅n se desarrollaron importantes viveros alrededor de las 谩reas urbanas.

Adem谩s de la agricultura, los mayas cazaban y pescaban peces. Les gustaba especialmente los leopardos, venados, conejos, monos, tortugas y tapires. Adem谩s sab铆an secar y ahumar el pescado para llevarlo tierra adentro.

Los artesanos mayas destacaron en otras 谩reas consiguiendo productos de una alta calidad. A modo de ejemplo, podemos citar los vestidos, sandalias y bufandas con plumas bordadas, cer谩micas, etc. Estos productos eran usados como forma de distinci贸n de clases y eran usados profusamente por las castas m谩s altas, especialmente la religiosa.

La variedad de productos producidos por los mayas foment贸 el comercio activo y el intercambio regular en mercados donde se recib铆an mercanc铆as de lugares muy distantes. El agua era un problema importante en el mundo maya poscl谩sico porque la parte norte de Yucat谩n es mucho m谩s seca que las tierras bajas del sur.

Por 茅sto, los pueblos de aquella 茅poca se ubicaban cerca de manantiales o pozos de los que se obten铆a el agua necesaria para el autoabastecimiento. La falta de agua motiv贸 la creaci贸n de edificios religiosos alrededor de los cenotes, lo que vinculaba este bien tan preciado a lo divino.

No hay duda de que las pinturas mayas se encuentran entre los ejemplos m谩s fascinantes del arte nativo americano. Su finalidad era decorar paredes, cer谩micas y c贸dices. Lo m谩s interesante es la amplia gama de tintes de origen vegetal y mineral que usaban.

Dada la ubicaci贸n de las diferentes 谩reas urbanas, es dif铆cil determinar el tama帽o de la poblaci贸n maya en aquellos momentos. Hay muy pocos datos fiables, por lo que cualquier estimaci贸n no es m谩s que una conjetura. Los cient铆ficos estiman que hab铆a entre 2 y 13 millones de personas antes de la llegada de las enfermedades.

Si consideramos ahora el n煤mero de asentamientos mayas, se puede suponer que la poblaci贸n de toda la regi贸n lleg贸 a unos 6 millones. Ahora, los mayas siguen viviendo dispersos en M茅xico (Yucat谩n, Chiapas), Guatemala y Honduras y cuentan con m谩s de 2 millones de habitantes.

La vida cotidiana en el imperio Maya

Al igual que con otros pueblos mesoamericanos, el d铆a de nacimiento determina la vida de una persona y las deidades que le dar铆an protecci贸n. Cuando los ni帽os eran peque帽os, por motivos est茅ticos, se amarraban a la cabeza dos tablas planas durante varios d铆as, una por detr谩s y otra por delante. Despu茅s de quitar los paneles, la cabeza permanec铆a plana para siempre.

Un d铆a en una familia de la civilizaci贸n maya comienza alrededor de las cuatro de la ma帽ana. Pronto todos iban a los campos, y la primera tarea fue cortar 谩rboles con una maza, es decir, un hacha de piedra.

Los troncos eran arrastrados mediante lianas y se utilizaban para construir las cercas que evitar铆an que los venados y tapires se comieran los cultivos. Otros j贸venes con herramientas endurecidas al fuego, volteaban aireaban el suelo y los araban. Toda la familia participaba de este trabajo, tanto las mujeres como los hombres.

Tras estas tareas, la comunidad se reun铆a para ayudar a sembrar el ma铆z de todos. Nadie sal铆a del bosque hasta que todos los campos de ma铆z estuvieran sembrados.

Cuando el ma铆z llegaba hasta la altura de las rodillas, se sembraban los frijoles cerca de cada ca帽a de ma铆z, De esta manera se consegu铆a enriquecer los pobres suelos tropicales. Mientras la familia trabajaba, los ni帽os se quedaban amarrados a sus cunas, estas se colocaban a las sombras de los 谩rboles cercanos.

La jornada laboral sol铆a concluir a las siete de la tarde. Los adultos volv铆an con cargas de hasta cuarenta kilos. Los m谩s j贸venes tambi茅n ayudaban y sol铆an cargar hasta los doce kilos.

Tras el largo d铆a de trabajo, la familia se reun铆a en la casa. Primero com铆an los hombres a solas y despu茅s las mujeres. Su alimentaci贸n se basaba en tortillas de ma铆z y frijoles negros. Como a las ocho o nueve de la noche la familia se acostaba a dormir, Las casas no eran grandes y todos dorm铆an en una misma habitaci贸n.

A los veinte a帽os en los hombres y a los diecisiete en las mujeres se llegaba a la edad adulta. A la edad en la que pod铆an contraer matrimonio y formar una familia.

Las casas se constru铆an con palos y adobe. Para hacer las cubiertas usaban una techumbre de hojas de palmas. 脡stas se colocaban sobre una plataforma rectangular que permit铆a el drenaje y ventilaci贸n.

Estas casas sol铆an ser de 20 metros cuadrados y viv铆an hasta seis personas. Las casas eran sencillas y se ubicaban alrededor de la plaza ceremonial de los centros urbanos. Algunos de estos centros urbanos pod铆an llegar a unas 50 mil personas.

La religi贸n de los Mayas

La religi贸n maya se encuentra entre las m谩s complejas del mundo nativo americano, debido a su importancia en todos los niveles de la sociedad. Todo el mundo ten铆a un dios que los proteg铆a dirig铆a su vida diaria, hoy podr铆amos asimilarlo 谩ngel de la guarda.

Mascara realizada durante la civilizaci贸n Maya
Mascara Maya

As铆 mismo, viv铆an con muchas deidades locales. Las ciudades mayas eran principalmente centros ceremoniales donde la religi贸n cumpl铆a el prop贸sito de legitimar una estricta jerarqu铆a social. Los sacerdotes, especialmente en el per铆odo Cl谩sico, constitu铆an un poderoso grupo que tambi茅n gobernaba el destino pol铆tico de los mayas.

Avances cient铆ficos Mayas

Los mayas desarrollaron una escritura jerogl铆fica muy particular. 脡sta constaba de signos con la que representaban tanto conceptos como palabras. Por ejemplo, para la caza de venados se dibujaba un siervo y un hombre con una lanza, mientras que para representar los d铆as se pintaban los s铆mbolos que se asociaban a cada uno de los d铆as. .

Esta escritura se mantuvo hasta la llegada de los espa帽oles. Seg煤n Eric Thompson:

芦la escritura jerogl铆fica maya fue perfeccionada con el prop贸sito primordial de registrar el paso del tiempo, los nombres y las influencias de los dioses que reinaban en cada uno de los per铆odos, y lograr la acumulaci贸n del conocimiento de los sacerdotes-astr贸nomos que se encargaban de estos asuntos. Su empleo para otros prop贸sitos fue s贸lo una consecuencias secundaria. En esto tambi茅n se puede observar que el ingenio de los mayas se encamin贸 hacia un fin que nosotros no considerar铆amos utilitario禄.

Para medir el tiempo, los mayas implementaron sofisticados calendarios que recogen la vasta tradici贸n mesoamericana. Su gran aporte fue la utilizaci贸n del concepto del 0, ocupado dentro de un sistema de numeraci贸n vigesimal. Los n煤meros se representaban mediante puntos, que indicaban la unidad, y barras que ten铆an valor de cinco.

Gracias al empleo del sistema vigesimal y la paciente observaci贸n de los astros desde los altos templos, los mayas lograron fijar con exactitud matem谩tica la duraci贸n del a帽o solar, el ciclo de Venus, los per铆odos lunares y los ciclos de diferentes estrellas o constelaciones. Incluso se formularon tablas con las fechas posibles en que ocurrir铆a un eclipse solar.

Con respecto al a帽o astron贸mico, conviene precisar que los mayas lo fijaron durante el siglo VI en 365,2420 d铆as, c谩lculo que en occidente se corrigi贸 con el calendario gregoriano de 1582, que consign贸 un a帽o de 365,2425 d铆as.

Referencias

Para la realizaci贸n de este art铆culo se han usado fuentes de la Universidad Pontificia Cat贸lica de Chile y la Real Academia de la Historia.